Finca San Martín 2014, un tempranillo puro

Noticias: 

Finca San Martín 2014 tiene una suavidad superlativa. Desprende frescura, derrocha vida. Atrapa. Un tempranillo de Rioja Alavesa que despierta emociones y sensaciones. Un tinto cincelado con finura. Una elegante aventura.

 

Rioja en estado puro, este tempranillo 100% de la Bodega Torre de Oña ha pasado por una elaboración y crianza en barrica de dos años en los que se ha gestado un ser muy vivo y cargado de razones: su elegancia, su intensidad, esa forma de entrar y de cruzar el paladar hasta desaparecer con un prolongado recuerdo.

 

Un vino tinto de color rojo cereza intenso, de carácter equilibrado y afrutado, con notas de ciruelas, frutas rojas maduras, sotobosque y un fondo balsámico de regaliz, de anisados. Redondo, delicado y aterciopelado. Afortunado.

 

La bodega destaca que el cuidado y labores desarrolladas en viñedo, en especial la poda en verde y el aclareo de racimos, han permitido elaborar un vino con un “excelente equilibrio” en graduación alcohólica, acidez, aromas y polifenoles. Aunque el Consejo Regulador otorgó a esta añada la calificación de “Buena”, Torre de Oña asegura haber disfrutado de una cosecha de magnífica calidad.

 

El método de elaboración ha sido el bordelés de despalillado, suave estrujado y posterior encubado en depósitos. Tras la fermentación alcohólica, realizaron la maloláctica de forma natural durante tres meses. La crianza comenzó en abril de 2015 en barricas de roble americano nuevo (60%) y francés de dos vinos (40%). Después de 16 meses, se trasegó tres veces por el método tradicional y fue embotellado en septiembre de 2016.