Áster Crianza 2012, un Ribera del Duero con argumentos

Noticias: 

Regresa un joven clásico. La cosecha de 2012 de Áster Crianza atrapa, seduce. No hay que elevar el tono, sólo los argumentos, y esta tinta del país los tiene. Convence. Con elegancia, con firmeza, con decidida presencia. Un Ribera del Duero para cualquiera, un tinto excelente para todos.

 

Ribera del Duero con todas las letras. Uvas procedentes de las parcelas de Fuentecojo, Otero Joven y La Cueva, que rodean la bodega de Anguix, en Burgos, con una altitud que ronda los 800 metros. Vino de altura a la medida de sus expectativas. Crianza de 22 meses en barricas de roble francés. Potencia y cuerpo concentrados en un tinto equilibrado, bien estructurado, de final prolongado.

 

Lo que bien está bien parece. Rojo picota intenso, notas balsámicas y especiadas en nariz que evolucionan hacia fruta negra madura, regaliz, cacao, torrefactos, finas hierbas. Una boca con nervio y suave acidez. Un corolario de sensaciones, un regalo para los sentidos. Áster Crianza 2012 eleva el argumento, pero no el precio: 12 euros. Se puede. Sí, se puede.

Categoria: